Lo que Una Vida Sencilla Podría Hacer por Ti

Me levanto por la mañana, caliento agua, coloco café en la prensa francesa, me siento en quietud y escucho el silencio interrumpido por algún pajarillo, no hay bocinas, motores ni ruidos del exterior.

La casa está limpia y ordenada, mi café esta delicioso. Disfruto la mañana plenamente.

Son esas pequeñas cosas que me hacen feliz.

Antes mis días empezaban de un salto, la casa era un desorden y su limpieza dejaba mucho que desear. Estaba estresado, enfermo, endeudado y con sobrepeso. Mi única meta era tener más posesiones, comer en restaurantes, andar vestido a la moda y tener lo mejor en tecnología.

La factura fue cara, pagaba únicamente el pago mínimo en la tarjeta, estaba en tratamiento médico permanente, estaba gordo y con la auto estima baja, me despertaba agotado, angustiado y alguna veces deprimido.

 

Pero un día me di cuenta que la solución a mi situación no aparecería milagrosamente, era mi responsabilidad y de nadie más, así que decidí jugar mis cartas de maneras diferentes.

 

Primero, dije basta a la compra indiscriminada con tarjetas de crédito, las seguí utilizando únicamente en casos de emergencia, dejé de cargarlas en mi billetera cuando salía de casa, porque es una tentación pasar por una vitrina, ver algo bonito y obtenerlo al deslizar la tarjeta.

Segundo, Elabore un presupuesto sencillo en el que reflejara las necesidades y  que se mantuviera debajo de mis ingresos, el resto lo dirigí hacia la deuda con tarjetas. Deje la comida chatarra y con eso mis problemas de salud disminuyeron considerablemente.

Tercero, busque otras fuentes de ingreso, dar clases de guitarra, hacer trabajos para amigos, conseguir trabajos pequeños y así dividí esos ingresos para guardar en casos de emergencia y para pagar la deuda.

Cuarto, pague las tarjetas por completo y las cancele, es una de las mejores decisiones financieras que he hecho en mi vida.

Quinto, Disfruto de la vida, hago ejercicio todos los días, disfruto de una casa sencilla, pequeña pero donde hay amor, paz y felicidad. Cultivo mi espiritualidad y mi relación con el Creador, hago bonsái, salgo a correr con  mis perros, leo mucho, libros, revistas, blog´s, visito más a mi familia y amigos. Escribo libros, te cuento mis experiencias aquí en TuVidaSencilla.com, estoy en la mejor condición física que nunca, y eso que apenas empiezo.

 

Eso es lo que una vida sencilla ha hecho en mí.

 

La pregunta es qué pasaría en tu vida si:

¿Pagaras tus deudas?

¿Estuvieras en forma?

¿Si tuvieses  mejor salud?

¿Si tu casa fuese fácil de ordenar y limpiar?

¿Si eliminaras los compromisos innecesarios?

¿Si comenzaras a trabajar en algo que de veras amas?

 

La pregunta esta en el aire

¿Qué pasaría si simplificaras tu vida, alcanzaras tus metas y eliminaras las barreras que te atan???

Por favor respondete…

 

Más en Tu Vida Sencilla

Mi libro gratuito “El pequeño libro para hacer tu vida sencilla”

3 Maneras de Conectarse al Mundo Real

5 Arrepentimientos Comunes al Morir

Equilibrio – Un Arte Perdido

¿Quién Eres?

 

Feliz Dia 🙂